La incertidumbre es, como vimos en previas publicaciones, uno de los mayores flagelos para las personas, porque no permite que tomen las mejores decisiones posibles, al no tener la totalidad de la información disponible.

¿Cuál será el precio de tal acción en dos meses? ¿A que precio cotizará la tonelada de soja dentro de un año? Son preguntas que se suelen escuchar en los mercados, pero que nadie tiene una respuesta totalmente certera. Para poder achicar la incertidumbre, se crearon unos instrumentos llamados opciones, que permiten darle a los individuos una cierta previsibilidad, y cubrirse ante ciertos riesgos, para así tomar las mejores decisiones posibles.

¿Qué es una opción? Una opción es un contrato que le otorga, a quien lo adquiere, el derecho a comprar o vender una cantidad fija de cierto activo subyacente, en o hasta cierto momento determinado.

Fundamentalmente, existen dos tipos de opciones: opción de compra (o call), y opción de venta (o put). Una opción de compra se obtiene, como su nombre lo indica, cuando una persona adquiere (al comprar el instrumento), el derecho a decidir si comprar o no un activo, hasta una cierta fecha determinada. Por otro lado, una opción de venta (o put), es obtenido cuando una persona “compra” el derecho a poder vender un activo en o hasta cierto momento.

Para poder tener el derecho a ejercer la opción (tanto de compra como de venta), el comprador de esta le paga al vendedor una prima, fija y previamente determinada.

¿Suena complicado? Veremos que las opciones funcionan de una manera muy parecida a la de los mercados de seguros, por lo que haremos un ejemplo con este tipo de contratos para hacer más claro nuestro punto.

Cuando se decide contratar un seguro sobre un bien, como por ejemplo un auto, se pacta con la compañía de seguros el valor del auto asegurado, el plazo de vigencia de la póliza y la prima del contrato. Al pagar la prima, el comprador adquiere el derecho de que, en caso de ocurrir el siniestro, le pueda exigir a la compañía el pago de los daños ocasionados en el auto. El vendedor del seguro al cobrar la prima queda obligado a pagar los daños ocasionados al auto, siempre que ocurra el siniestro y que el comprador lo decida. En este caso, la persona que adquiere el seguro vendría a ser quien compra, a cambio de una prima (el valor de la póliza de seguros), una opción de compra (por el arreglo de su auto); y quien lo vende (la aseguradora) sería el vendedor de la opción. ¿Está mas claro? Volveremos a este ejemplo un poco más adelante.

¿Por qué compraría yo una opción, tanto de compra como de venta? Principalmente hay dos motivos, que son iguales a los de los futuros. El de cobertura, y el de especulación.

Una persona compra un call, por motivo cobertura, para cubrirse de una eventual suba del activo subyacente (ya que, si sube, podrá comprarlo a un menor precio por tener el derecho previamente adquirido). Similarmente, y por motivo especulación, una persona comprará esta opción esperando a que el precio de la misma suba, para así poder ejercer el derecho a comprarla a cambio de la prima.

Una persona compra un put, para cubrirse de una posible baja del activo subyacente (porque si baja el precio, el vendedor del put tiene derecho a que se lo compren). Claro está que, por motivo especulación, quien compra un put espera que el precio baje, para así obtener la ganancia, vendiendo a un mayor precio del que hubiera vendido el activo, en caso de no tener la opción.

Volviendo a nuestro ejemplo de la aseguradora, está claro que quien adquiere el seguro no busca que le ocurra el siniestro. Sin embargo, adquiere la póliza para que, en caso de que ocurra, esté cubierto ante el pago de los arreglos. Por otro lado, la aseguradora obviamente no quiere que suceda el siniestro, pero porque, de suceder, está obligado (por el pago de la prima), a hacerse cargo de los arreglos correspondientes.

Ahora que tienes más claro como funcionan las opciones, y viendo la cantidad de ventajas que estas tienen, te invitamos a que sigas leyendo el blog, y así seguir aprendiendo sobre su operatorio. ¡También queremos animarte a que nos contactes, para recibir cualquier tipo de asesoramiento en torno a esta y cualquier otra operación que te interese realizar!

Open chat
Powered by